Viernes, 25 Febrero 2011 16:46

Criollitos de Venezuela. Semillero de Talentos del Béisbol

Escrito por 

A media mañana una llamada inesperada confirma la pauta. En pocas horas se reunirán todos los Criollitos de Venezuela pertenecientes a la Divisa Santo Tomás de Villanueva. Van a recibir una clínica de béisbol de un grupo de peloteros profesionales. ¡Mejor momento, imposible! Estará “Raimundo y todo el mundo”

 

 

beisbol

Llegamos al campo y en un abrir y cerrar de ojos nos ponen en contacto con Arnoldo Sanguineti, encargado de Relaciones Institucionales de los Criollitos en la Divisa Santo Tomás de Villanueva. Visiblemente animado por la importancia del evento, Sanguineti explica: “Esta tarde nos visitan cuatro peloteros profesionales retirados para hacer una clínica de béisbol. El grupo es liderado por Urbano Lugo Hijo, dieciocho años activo con los Leones del Caracas y que jugó en los Estados Unidos con los Piratas de Pittsburg.

 

Lo apoyan en esta tarea Henry Contreras, Temis Liendo, también Cristóbal Colón, todos jugadores retirados de la liga profesional de béisbol de Venezuela y de las grandes ligas”, concluye Sanguineti. Al fondo, tras el entramado del cerco, se observan niños y jóvenes de diferentes edades integrantes de esta Divisa de Los Criollitos. Están presentes casi todos los equipos, desde los más pequeños, hasta los de la categoría juvenil. Visten el uniforme de juego para hacer honor a los visitantes de la tarde mientras forman filas y esperan el momento de gloria cuando intercambiarán una jugada con Urbano Lugo, Cristóbal Colón y demás Grandes Ligas que hoy los acompañan.

 

Valores y Filosofía de un Criollito

Desde hace cuarenta y cinco años, la Corporación Criollitos de Venezuela ha hecho posible que niños de todas las clases sociales se incorporen a jugar béisbol de manera organizada. Hoy, los Criollitos de Venezuela agrupa a más de cien mil niñas, niños y adolescentes, y es reconocido como un semillero en el que han germinado centenares de jugadores que han saltado a la palestra internacional por su desempeño en las Grandes Ligas. El propósito de Los Criollitos es ayudar en la formación integral de niños y adolescentes para posibilitar nuevas generaciones de hombres sanos. Benjamín Álvarez, de la junta Directiva de Los Criollitos explica que aunque están abiertos al aporte de la empresa privada, la mayoría de los recursos para mantener el funcionamiento de los equipos proviene de los padres y representantes. “El dinero que recaudan los padres y representantes se utiliza para el pago de entrenadores, uniformes, material deportivo y campos de juego”, subraya Álvarez. En los casos de muchachos de bajos recursos las diferentes Divisas de Los Criollitos ofrecen planes de becas. La Divisa Santo Tomas de Villanueva asume de dos a tres becados por equipo.

 

7735Icriollitos

¿Qué debe hacer un colegio para pertenecer a los Criollitos de Venezuela?

 

La Corporación Criollitos de Venezuela está diseminada a lo largo y ancho del país y se organiza sobre la estructura de Ligas que a su vez son conformadas por diferentes Divisas. Estas Divisas en su mayoría operan dentro de los colegios y otras organizaciones de la comunidad. Cada Divisa está a su vez conformada por varios equipos. Si un colegio está interesado en formar parte de los Criollitos de Venezuela, puede dirigirse hasta una de las Ligas y solicitar la inscripción. “El colegio debe tener dos equipos cómo mínimo” nos explica Benjamín Álvarez.

 

De Ligas, Divisas, Categorías y otras hierbas aromáticas

Como soy lega en la materia, la explicación sobre ligas, divisas y categorías me causa un poco de confusión, así que decido emprender una peligrosa incursión en el terreno de juego para llegar hasta los niños y jóvenes que siempre tienen una manera más sencilla de decir las cosas. Sorteando el riesgo de recibir el golpe de una pelota desviada en medio de las prácticas o de que se me fracture un tobillo al desplazarme sobre las plataformas de un par de sandalias negras que desatinadamente me puse en casa sin saber lo que me esperaba esa misma tarde, cruzo el campo de béisbol hasta aproximarme a la fila de chiquillos que se encuentra esperando turno para practicar una jugada con el Grande Liga Cristóbal Colón. Saludo a los pequeños y les pregunto cuáles son las dichosas categorías dentro de Los Criollitos de Venezuela.

Simultáneamente y estimulados por las ganas de echar el cuento rompen fila, se arraciman a mi alrededor y se suman a un coro fantástico que recita casi al unísono cual tabla de multiplicar bien aprendida: “Semillita A, Semillita B, Infantil A, Infantil B, Prejunior A, Prejunior B, Junior A, Junior B, Juvenil A, Doble A, Triple A”. Una vocecita despunta sobre el coro diciendo “…y si eres muy bueno vas a las Grandes Ligas…”. Y el especialista del chiste instantáneo del grupo cierra con broche de oro comentando “…y después, cuando estés viejo, vas para Softball...” Todos nos reímos por la ocurrencia y yo me voy, contenta y agradecida por la lección que me han dado los pequeños, a esperar que Cristóbal Colón se desocupe para que nos cuente sobre las motivaciones que lo impulsan a dictar estas Clínicas de Béisbol.

 

bate

Cristóbal Colón, jugador retirado de los Tiburones de la Guaira

 

“Comencé a jugar béisbol desde los cinco años. Jugué con equipos de los Criollitos de Venezuela. Desde pequeño tenía la ilusión de llegar a ser un pelotero profesional y lo logré. Los muchachos demuestran mucho respeto y admiración por los peloteros profesionales cuando les llevamos las clínicas de béisbol. Muchas veces llegamos a las personas de bajos recursos y la respuesta es increíble.

El deporte es una forma de alejar a los muchachos de los vicios. El béisbol no sólo es un deporte, también es un negocio. Los padrs lo saben y están conscientes de que es una posibilidad para que sus hijos lleguen a ser famosos”. Ciertamente es así. Todos los padres a los que esta tarde les pregunto si el sueño de ver convertidos a sus hijos en grandes ligas es un motivo para traerlos a Los Criollitos de Venezuela responden, palabras más, palabras menos, con afirmaciones categóricas.

 

Nos encantaría llegar a ser los padres de un pelotero famoso

Edna Yoris, mamá de Gabriel Días de cinco años, nos dice: “Gabriel comenzó a los tres años en los Criollitos de Venezuela. Es una magnífica actividad para que no se quede sentado en la casa toda la tarde viendo televisión. A él le encanta el béisbol. En su equipo le toca la posición de bateador y de segunda base. Para Gabriel, pertenecer a Los Criollitos es lo máximo. Nos encantaría si algún día llegáramos a ser los padres de un pelotero famoso.”

 

1 comentario

  • Enlace al Comentario miguel duran Domingo, 08 Mayo 2011 22:46 publicado por miguel duran

    esto es muy bueno yo quiero ser un pelotero profesional pero aqui en falcon no hay muchas posibilidades y no tengo recursos como salir para jugar en otro estado como siempre lo e soñado

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Está aquí: Home ARTÍCULOS Artículos x edición Criollitos de Venezuela. Semillero de Talentos del Béisbol